Diferencias entre entidades financieras

Seguro que en la televisión y en la radio no paras de ver y oir montones de anuncios de bancos tradicionales, bancos de crédito e incluso entidades financieras que ofrecen micropréstamos y créditos rápidos. Pero… ¿cuáles son las diferencias entre unas entidades y otras? En el siguiente artículo te damos algunas pistas. 

Quién es quién en el sector financiero.

El sector financiero español está dominado por la banca tradicional. Hasta hace poco tiempo, existían diferencias entre los bancos comerciales, como Banco Santander, BBVA, Bankia, Banco Sabadell o ING, y las cajas de ahorro como Unicaja o  La Caixa. Sin embargo tras la crisis del sector financiero la gran mayoria de estas últimas se vieron obligadas a convertirse en bancos para poder seguir operando con garantias.

La conocida como banca tradicional, con sus bancos y cajas, ofrece todo tipo de productos, tanto de crédito como de ahorro. Así son las entidades con la cartera de productos más amplia incluyendo préstamos hipotecarios, créditos al consumo, préstamos personales, depósitos, fondos de inversión, etc.

Una de las características de los bancos tradicionales es que están adheridos al fondo de garantía depósitos, que cubre las pérdidas de los clientes en caso de una hipotética quiebra del banco, hasta 100.000 euros. Además todas estas corporaciones están supervisadas por el Banco de España.

Por su parte, los establecimientos financieros de crédito (EFC), también denominados bancos de crédito, son entidades que sí pueden conceder préstamos hipotecarios y créditos al consumo, como por ejemplo para la compra de un vehiculo o una reforma en casa. Por el contrario, no pueden captar depósitos de los usuarios. Es decir, no es posible abrir una cuenta corriente ni una cuenta de ahorro.

Al igual que los bancos tradicionales, los de crédito también están regulados por el Banco de España aunque al no ofrecer productos de ahorro a los clientes, no están adheridos al fondo de garantía de depósitos. Algunos ejemplos son SuizaInvest, PideTuCrédito, Cetelem o Cofidis.

Por otro lado, las entidades de microcrédito son compañías privadas que conceden créditos rápidos hasta de 5000 euros en apenas 24 o 48 horas. Al igual que los bancos de crédito, las empresas de préstamos rápidos no aceptan depósitos de los clientes, es decir, su capitalización viene de manos de grandes socios o corporaciones privadas. Las entidades que ofrecen estos mini créditos no están reguladas por el Banco de España, sino que se rigen por la Ley 22/2007 sobre comercialización a distancia de servicios financieros y la Ley 16/2011 de contratos de créditos al consumo. Algunos ejemplos de entidades que ofrecen estos préstamos que generalmente se comercializan por internet son: Prestamer, Moneyman, Wonga, LunaCredit o Wandoo.

Todavía aparece otro tipo de actor en el sector financiero y son las entidades P2P. En estas entidades de crédito reguladas por el Banco de España, al igual, que los establecimiento de crédito, el capital de la entidad procede de inversión privada. Sin embargo, en este caso,  es procedente de pequeños inversores. Es decir, estas entidades P2P como Younited-Credit, DoFinance, Mintos, Vivantor o Excelend se encargan de ofrecer rentabilidad a una inversión realizada por inversores privados conseguida gracias a la concesión de préstamos y créditos a consumidores.  Su rol es similar al de un intermediario financiero.


Requisitos para acceder al crédito personal

  • Todos conocemos lo complicado que puede llegar a ser la solicitud de un crédito en nuestro banco tradicional. Suelen ser exigentes con los requisitos y con la documentación y avales que debemos aportar. Generalmente es necesario tener una nómina o ingreso justificado en el banco, o en su defecto un aval o avalista. Esta condición ya saca de los posibles solicitantes a muchos usuarios.
  • En el caso de los bancos de crédito, es necesario estar en posesión del DNI o NIE y poder justificar un ingreso regular con nómina o facturas. Nos pedirán con toda seguridad nuestro último contrato y la vida laboral para evaluar nuestro perfil. Y con casi toda seguridad, comprobarán si estamos en algún fichero de morosidad y de ser así por el concepto y la cuantía que allí figuramos.
  • Para solicitar un préstamo online los requisitos suelen ser muchos más laxos. Ser mayor de edad, disponer de un DNI o NIE, tener una cuenta bancaría en España y ser titular de una línea de telefonía móvil suele ser suficiente.  Es sin duda la forma más rápida y ágil de conseguir un préstamo inmediato. Dado que la entidad concede un crédito al instante con mínimas garantías o sin aval, los intereses y comisiones que se suelen establecer son mayores a los de las entidades de crédito o la banca tradicional. 

Podemos concluir que nos son productos directamente comparables. Ni los requisitos, ni el tiempo de respuesta y las cantidades ofrecidas son similares. Es por ello, que cada tipo de préstamo se adapta a un público objetivo y para unas circunstancias concretas.

asnef y otros listados de morosos, requisito adicional en algunos préstamos

La gran mayoría de entidades, ya sean bancos, entidades de crédito o empresas de minicréditos, comprueban si el solicitante se encuentra en alguna de estos ficheros de morosos y de ser así la naturaleza de dicha deuda y el importe.
El listado más famoso en España es ASNEF aunque existen varias listas más de extendido uso como el fichero Badexcug que gestiona Experian. 
Cualquiera que figure en estos registros tendrá muy complicado el acceso tanto a crédito como a financiación. 

Se abre una ventana de esperanza para los usuarios que figuran en estas bases de datos por deudas no financieras. Algunas empresas de préstamos online aceptan posiciones en ASNEF si su importe es inferior a los 1000 euros.  Cashper, MoneyMan, Viaconto o Kredito24 son algunos ejemplos. 

importe máximo del préstamo y tipo de interés aplicado

  • Los créditos inmediatos destacan por ser préstamos rápidos en su solicitud y en su respuesta. Gracias a no requerirse documentación y a realizarse todo el proceso por internet.  No suelen superar los 1000 euros y el plazo de amortización suele ser de 30 días. Ultimamente este tipo de préstamos personales está evolucionando y algunas entidades ya ofrecen importes de varios miles de euros y con plazos de devolución de incluso varios años en formatos de cuotas mensuales. Son productos que se asemejan más a una línea de crédito. Por supuesto, la contrapartida a esta rapidez , es el interés a pagar, que suele ser más elevado que el de otro tipo de entidades.
  • En cuanto a los créditos y préstamos concedidos por los bancos de crédito, suelen ser de cuantía superior que los microcréditos y oscila entre los 5.000 euros y los 50.000 euros aproximadamente. El tipo de interés aplicado depende de la propia finalidad del préstamo y el perfil del prestatario. Suele ser ligeramente superior a la banca tradicional, suele variar entre el 5% TAE y el 25%TAE. En cuanto al plazo de devolución, se definen periodos de varios años para la amortización.
  • Finalmente, los préstamos concedidos por la banca tradicional pueden ser de mucho más importe. Estamos hablando de préstamos hipotecarios por ejemplo. Con importes de hasta varios cientos de miles de euros y plazos de hasta 30 o 40 años. El tipo de interés que se aplica a estos préstamos personales está condicionado por el Euribor y supervisado por el Banco de España y el Banco Central Europeo, de forma que suelen ser intereses más moderados.

Cada producto ofertado por cada uno de los tipos de entidades se adapta a una situación y a un perfil de consumidor. Es esencial disponer de un buen asesoramiento financiero antes de firmar un contrato de préstamo. Loando está especializado en la comparación y analisis de productos financieros no bancarios. En nuestro portal podrás encontrar una amplia oferta de entidades de crédito y entidades de préstamos rápidos. Te recomendamos estudiar en profundidad todas las alternativas que tengas a tu disposición y cual se adapta mejor a tus circunstancias.

Ranking de líneas de crédito - Enero 2019