Otras ayudas después del paro

Para algunos colectivos la inserción laboral no es tarea sencilla. El gobierno prevee ayudas en ciertos escenarios para paliar ciertas situaciones mientras se llega ese esperado trabajo. Una vez termine el paro, hay distintas soluciones y alternativas. En nuestro artículo vas a descubrir cuales son los requisitos para obtener la ayuda por desempleo, que documentación hay que presentar para recibirla y cuales son las otras opciones que tienes.

Otras ayudas después del paro

¿Se te ha agotado el paro? Aquí tienes otras ayudas que puedes pedir

Estar en situación de desempleo y sin ingresos es una de las peores pesadillas de cualquier adulto. Por suerte, ahora mismo cuentas con una buena red de coberturas sociales para que eso no te ocurra.

Si se te ha acabado la prestación por desempleo, debes saber que existen otras vías para seguir teniendo esa ayuda que necesitas. En este post vamos a contarte dos superútiles: la ayuda por desempleo y la ayuda familiar.

Ayuda por desempleo

Para empezar, hay que distinguir entre la prestación contributiva por desempleo y la ayuda por desempleo.

La prestación por desempleo o paro, es lo que te corresponde según lo que hayas cotizado. Cuando se te agota, puedes tener derecho a la ayuda por desempleo, que es de lo que hablamos en este artículo.

Requisitos para obtener la ayuda por desempleo

No todo el mundo puede solicitar este tipo de ayuda. Se trata de un subsidio en el que hay que cumplir unos requisitos muy concretos para que te sea concedido. Antes de que lo solicites, lo mejor es conocerlos:

  • Debes estar en situación legal de desempleo.  Para eso, debes haberte quedado sin empleo porque tu contrato haya acabado o porque te hayan despedido. También se cuentan aquí los españoles que han regresado de trabajar en el extranjero o las personas que acaban de salir de prisión. No se cuentan quienes han dejado voluntariamente su trabajo, o quienes no demuestren su disponibilidad para la búsqueda activa de empleo.
  • No debes tener derecho a cobrar el paro, ya que en ese caso deberías solicitar esa pensión contributiva.
  • Debes darte de alta como demandante de empleo, y permanecer en esa situación durante todo el tiempo que dure tu subsidio.
  • La suma de tus ingresos no debe ser superior a 551,93€/mes.

No olvides que debes cumplirlos no solo cuando la solicitas, sino durante todo el periodo durante el que la cobres.

Documentación a presentar para la ayuda por desempleo

Cumplir con todos estos requisitos es solo el primer paso para obtener la ayuda. El siguiente es demostrar con papeles que cumples todos esos requisitos. Para hacerlos debes presentar:

  • Modelo de la solicitud oficial: en él estará incluida la declaración de rentas y responsabilidades familiares, la domiciliación bancaria y el compromiso de actividad. 
  • Documento de identidad, bien sea el DNI para los españoles o el TIE O NIE para los extranjeros.
  • Un documento bancario que demuestre que eres el titular de la cuenta en la que quieres recibir la prestación.

Una vez hayas presentado toda esta documentación, tendrás que esperar un tiempo hasta recibir la contestación correspondiente. Ya sabes que la Administración puede llegar a ser muy lenta con el papeleo, por lo que te recomendamos armarte de paciencia.

Ayuda familiar

En esta ayuda, los requisitos son iguales que la anterior, salvo en un punto: debes tener cargas familiares. Se considera carga familiar a los hijos menores de 26 años, a los cónyuges o a los hijos incapacitados que estén a tu cargo.

Para pedirlo, debes dejar pasar un mes desde que se te agota el paro. A partir de ahí, tienes 15 días para solicitarla. Cuando pase ese plazo también puedes hacer tu solicitud, pero dejarás de cobrar los días que te hayas retrasado.

Por norma general, se cobran 18 meses, pero esto puede llegar hasta los 30 meses dependiendo de tu edad y de diferentes circunstancias.

Cuanta más edad tengas, mejores subsidios podrás obtener. De hecho, si has cumplido más de 55 se te abre la posibilidad de recibir otro subsidio que te contamos a continuación.

Ayuda para mayores de 55 años

Esta ayuda especial para las personas mayores de 55 años consiste en 430€ (si estabas trabajando a tiempo completo) que se cobran hasta la edad de jubilación. Cada año deberás presentar una declaración de la renta para demostrar que no pasas de los ingresos máximos.

Además, tiene la ventaja de que sigues cotizando durante el tiempo que la recibes.

En cuanto a los requisitos, son los mismos que el resto de ayudas, salvo que debes haber cotizado durante al menos 15 años anteriormente.

PRÉSTAMOS ONLINE PARA PERSONAS SIN NÓMINA

Esperamos que toda esta información te haya sido útil para pedir una ayuda cuando se te acabe el paro. Recuerda que si en algún momento necesitas un ingreso urgente para cualquier imprevisto, puedes solicitar un préstamos rápido online.

Si estás percibiendo algún tipo de ayuda y no una nómina, no debes preocuparte en exceso. Son muchas las compañias que ofrecen créditos sin nómina a través de internet.

Revisa todas las opciones de préstamos sin nómina en loando.es y encuentra la mejor solución para tí.¡No lo dejes pasar!  Si tu subsidio o ayuda supera los 500 o 600 euros, las entidades de crédito suelen considerarlo un ingreso suficiente y aprobarán tu solicitud.

Préstamos gratuitos
Ferratum
300 eur / 30 dias
Dineo
300 eur / 30 dias
Viaconto
300 eur / 30 dias
Ccloan
300 eur / 30 dias
Moneyman
300 eur / 30 dias
Dindin
300 eur / 30 dias
Vivus
300 eur / 30 dias
Wandoo
300 eur / 30 dias
Wonga
300 eur / 30 dias